Cómo será la vuelta al cole en secundaria

Cómo será la vuelta al cole en secundaria

Cómo será la vuelta al cole en secundaria

 

Estrenamos septiembre, un septiembre lleno de miedos y dudas sobre cómo será la vuelta al cole en secundaria, y en las demás etapas educativas. A pocas semanas para que el alumnado regrese a las aulas, la ‘vuelta al cole’ sigue siendo la asignatura pendiente en España. Desde el cierre de los centros educativos a mediados del pasado marzo por la pandemia de coronavirus, la incertidumbre sobrevuela el comienzo del nuevo curso. Los constantes cambios de indicaciones políticas, a pocas semanas de empezar, parecen aumentar la preocupación de familias y profesorado.

¿Cómo será la vuelta al cole que tendrá lugar en solo unos días?

¿Podrá garantizarse la seguridad de estudiantes y docentes?

¿Servirán las medidas de seguridad para reducir el riesgo de contagios?

¿Se podrá elegir llevar a los menores en los centros educativos?

 

Existen diversas opiniones enfrentadas existen sobre la vuelta al cole. Colectivos de familias a favor de la vuelta a las aulas, familias que piden ser respetadas en la decisión de la no vuelta a las aulas, y otras muchas llenas de dudas. Asimismo, no existe un plan perfecto de reapertura de las escuelas, ni unas estrategias universales que sean efectivas, pero sí es posible tomar precauciones que ayuden a minimizar los riesgos y que la vuelta al cole sea lo más segura posible.

Vuelta al cole semipresencial en secundaria

 

El plan de ‘vuelta al cole’ está variando en cada comunidad, y el estar aún sin respuestas no hace más que aumentar los miedos y dudas de docentes y familias. Se intenta priorizar la educación presencial en infantil y primaria, y se valora optar por la semipresencial en el segundo ciclo de secundaria.

Por lo general, el plan con el que trabaja el Gobierno contempla un retorno a las aulas en septiembre semipresencial para el alumnado a partir de Tercero de la ESO. Según el borrador de protocolo a nivel estatal, los estudiantes de Tercero, Cuarto de la ESO, Bachillerato y Formación Profesional volverían a las clases alternando su presencia física en el centro con la formación a distancia desde su domicilio.

¿Por qué semipresencialidad a partir de Tercero de la ESO?

 

Se valora esa opción constatando que son edades -14 y 15 años- en las que el alumnado pueden quedarse en su casa solos, sin adultos, y pueden recibir una parte de su formación de forma telemática. Son suficientemente responsables -se supone- para estar solos en casa, y autónomos para hacer sus tareas escolares con cierta independencia.

Este plan de trabajo contempla, por tanto, que el alumnado a partir de Tercero de la ESO acudan al centro escolar o instituto en días alternos, evitando así posibles contagios masivos en las aulas. Todo para garantizar una ‘vuelta al cole’ segura y con garantías.

En cuanto a la Educación Infantil y Primaria, así como los dos primeros cursos de la ESO, el protocolo con el que trabaja el Gobierno incluye la constitución en los centros escolares de los llamados “grupos burbuja“. Se propone, en definitiva, que las clases se aíslen del resto de compañeros del centro evitando así la propagación masiva del coronavirus. De lo que se trata es que el colegio mantenga su actividad presencial y, en caso de contagio, que se aisle el grupo perjudicado y no se paralice el resto de la docencia.

Cómo será la vuelta al cole en secundaria

Poca organización y mucha improvisación

 

Aunque este plan se está negociando con las comunidades autónomas, por lo que cada comunidad puede dictar sus propias ‘reglas‘ de reapertura. Lo grave de todo esto es que la vuelta a las aulas se debería producir en menos pocos días y aún no hay un protocolo fijado y consensuado totalmente a nivel estatal. Y eso es lo que más angustia acarrea al colectivo de las familias, que sufren por cómo será la vuelta al cole en secundaria y en las demás etapas educativas, y por cómo podrán conciliar con su trabajo.

Otra de las claves para la vuelta al cole segura sería bajar la ratio de alumnos por clase, utilizando espacios municipales para no masificar los centros educativos, contratando más profesores para cubrir el desdoblamiento de las aulas. Pero claro, esta medida implica una inversión económica a nivel estatal y autonómica, y parece que no es una opción contemplada.

Es necesaria la vuelta a las aulas

 

En mi opinión, como madre y psicóloga, sin duda sí.

Los centros educativos tienen una gran función educativa. Y la educación, siendo online, no está garantizada para todo el alumnado, ya que tenemos que tener en cuenta que implica tener un adulto de referencia disponible para acompañar el proceso educativo, con cierto nivel cultural y lingüístico.

¿Qué pasa con las familias que trabajan fuera de casa? ¿O las que teletrabajan largas jornadas? ¿Las que tienen un nivel cultural bajo? ¿Y las que son migrantes y apenas conocen el idioma? Educar online no garantiza la educación para todo el alumnado, deja la educación a manos de la suerte situacional.

Los centros educativos tienen una gran función socializadora. Y la escuela, siendo online, no cumple con esta función. Y sí, hoy en día las redes sociales nos permiten relacionarnos y comunicarnos con facilidad, pero a través de las redes sociales no se desarrollan todas las habilidades sociales como con la presencialidad.

A las personas adolescentes les es muy fácil escudarse tras una pantalla para expresar sentimientos, emociones, o manifestar opiniones ante conflictos, incluso sin palabras, con emojis. Pero la vida real necesita de habilidades y herramientas para afrontar diversas situaciones sociales, y estas deben entrenarse en persona, en un contexto social y educativo como un centro escolar.

Por todo esto, es necesaria una vuelta al cole segura.

Comparte si te ha gustado

Acerca de Eli Soler

Blog especializado en Adolescencia y Educación, con recursos educativos para familias y profesionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este formulario recopila tu nombre, correo electrónico y el contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios dejados en la web. Para más información revisa nuestra política de privacidad, donde encontrarás más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos tus datos.